Ecos del Quinceo

MILLAR Y SUS VIRTUDES IMPOSIBLES DE SUPLIR

Por: Marco Malvido / @MarcoMalvido

En una actualidad en la que las noticias se saben prácticamente al instante, resulta incomprensible que la directiva de Monarcas demore por lo menos una semana en dar a conocer la lesión de un referente como Millar. Pero bueno, ya está, ese es tema aparte. El verdadero menester lo tiene Roberto Hernández, en encontrar la fórmula para que la ausencia del ‘Chino’ no duela en la cancha.

A sus 36 años, 4 meses cumplidos, Millar era el elemento más pensante en el medio campo de Monarcas. Aún con su veteranía, el físico le daba perfecto para aguantar los 90 minutos con un ida y vuelta permanente. Inexplicable es que algún sector del público le recrimine que sea ‘huevón’.

Rodrigo es un futbolista que lee el futbol. Lo juega más con la cabeza, que con las piernas. Un jugador que habitualmente identifica cual es el flujo de partido que más convenga al equipo. Si hay que jugar corto, tocar largo, presionar arriba, aguantar abajo, moverse entre líneas, ordenar el campo. Con y sin la pelota.

Todo eso aporta Millar, quien ya no pisa el área rival como antes, pero quien mantiene una amistad infranqueable con la pelota para siempre darle buen trato y entregarla de la forma más cómoda y con ventaja posible al compañero. Nadie más en la plantilla del Morelia tiene el pase entre líneas que tiene el andino.

Es pieza clave. 814 minutos en 11 de los 12 partidos que se han jugado en el Clausura lo demuestran. Tiene un gol, pero su aporte pasa más por lo intangible. Porque tiene los recursos para dar soluciones (defensivas y ofensivas) cuando los rojiamarillos lo requieren.

Millar se despide del torneo. Ojalá que pueda volver sin mayor apremio tras su recuperación. No es ningún chaval, pero tiene mucho talento como para que esta lesión lo obligue a dejar de forma prematura el futbol.

Que su recuperación sea maravillosa.

Mientras tanto, Roberto Hernández, quien dice que Millar ‘no es más, ni menos que quien lo supla’, debe identificar las virtudes imposibles de cubrir que dejará la ausencia de Rodrigo, para potenciar al equipo sin su presencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

%d bloggers like this: