ACOMODAN EL CAMINO

0
1054

Redacción.- De gol en gol. Esta vez a favor. Así el andar de Monarcas por el Clausura. Un toque sutil a la red de Gastón Lezcano fue suficiente para vencer al Querétaro del ‘Flaco’ Tena y así, retomar la senda del triunfo.

Monarcas ya se olvidó de la derrota en Torreón. Gracias a que ganó esta noche. En un duelo sin brillo, pero jugado de forma efectiva por un Morelia que aprovechó la expulsión temprana de Miguel Samudio para asumir el monopolio.

Hubo un dueño del partido. Monarcas. Creador de cuatro opciones de peligro claro. Capaz de marcar en una de esas. 

Sorprendió Roberto Hernández con la alineación. Millar titular. Vilchis el sacrificado. ‘El Chino’ ocupó la media al lado de Rocha, mientras que Osuna jugó como volante exterior por derecha. Por izquierda lo hizo Sepúlveda.

A Hernández le gusta atacar por las bandas y la variante tras el nulo desequilibrio de la jornada anterior, fue ubicar a Osuna por derecha. ‘El Mono’ tiene virtudes, como el pundonor, la entrega y su vocación ofensiva, pero hoy mostró carencias a la hora de resolver en el área o sus linderos.

Era la primera vez que Millar, Osuna y Rocha jugaban juntos como titulares en liga. Mucho control de balón, más no propiamente volumen de juego.

El partido arrancó bajo la influencia de fuertes ráfagas de aire y lluvia. Quizá el estado del césped tuvo que ver en la jugada que cambió el partido. Miguel Samudio barrió muy fuerte sobre Carlos Guzmán, con fuerza desmedida. Le costó la expulsión.

A partir de entonces Querétaro se replegó atrás y Monarcas fue paciente, preciso y casi quirúrgico para encontrar el resquicio que terminase por darle la ventaja.

No hubo éxito en el primer tiempo. Donde la búsqueda fue constante por ambas bandas, pero sin encontrar recompensa. Entre Mier, Martínez y Novaretti, auxiliados por el joven Gómez, la zaga de Querétaro sometía a los atacantes de Monarcas, que se limitaron a solo dos de peligro en la primera etapa. Un cabezazo de Osuna que le quedó muy alto a Ruidíaz para contrarematar y otro remate de Sepúlveda de cabeza picado, desviado por segundo poste.

Para el complemento, Hernández metió un cambio sorpresivo que a la postre fue la clave para el triunfo. Metió a Gastón Lezcano en lugar de Rocha, Querétaro no tenía la pelota y un recuperador de las características de Aldo sobraba. Entonces juntó a Sepúlveda con Ruidíaz en el área y por las bandas ubicó a Lezcanó (izquierda) y Osuna, quien se mantuvo por derecha.

Monarcas mantuvo el monólogo en el partido y casi rompe la paridad con un cabezazo de Millar, quien tras un tiro de esquina, reventó el poste.

El cambio de Monarcas desubicó a la zaga queretana, que se perdió en el arranque del segundo tiempo. Morelia inclinó la cancha y terminó por reventar la red en una jugada espectacular al minuto 56.

Sepúlveda fue habilitado en el centro del área, pero una barrida le safó el balón y le dejó tendido en el césped. El rebote le quedó a Valdés, quien desde afuera de la media luna, inventó una jugada de otro partido. Primero metió un quiebre para zafarse al primer marcador y después le siguió un autopase, para quitarse a los defensas restantes y enfrentar a Volpi, quien tapó su disparo… la jugada no murió, el rebote le quedó a Lezcano, quien definió con colocado zurdazo por encima del portero. Puc. Todos festejaban, mientras Sepúlveda se revolcaba de dolor en el sitio donde la jugada inició.

Fue el único gol. Suficiente. Osuna tuvo el segundo, pero perdió un mano a mano con Volpi, tras otra brillante jugada de Valdés, quien le sirvió un bombón de izquierda a derecha.

Querétaro estuvo sometido, más allá de una tímida reacción final tras los ingresos de Britos y Trejo.

De gol en gol. Monarcas acomoda el camino.

(FOTO: ALAN ORTEGA)

Suscribirte
Notificar a
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments